Qué hacemos

areas

[editar plantilla]

Situación[editar]

La distancia existente entre la situación educativa de la población gitana y el resto de la población contribuye a agrandar la brecha de la desigualdad y la exclusión social que presenta una buena parte de esta comunidad.

La Comunidad Gitana y la educación.

El nivel educativo de la población gitana está muy por debajo del conjunto de la población española. Existe una gran brecha educativa entre gitanos y no gitanos.  

La población gitana española se ha incorporado hace apenas 30 años al sistema educativo. En tan poco tiempo, el avance ha sido enorme, y se ha pasado de la exclusión, a la escolarización, pasando previamente por una escolarización separada a través de las escuelas-puente. Hoy podemos hablar de que las niñas y niños gitanos están escolarizados en Primaria, un hecho que hace unas décadas era impensable.

Pero la gran brecha educativa se muestra con crudeza tanto en las posibilidades de los jóvenes gitanos de acceder a Secundaria y en las posibilidades de completar los estudios obligatorios. La brecha comienza a dibujarse en Primaria, pero se abre antes incluso de la finalización de la Enseñanza Secundaria Obligatoria -con un 64% del alumnado gitano de entre 16 y 24 años no concluye los estudios obligatorios frente al 13% del conjunto del alumnado.

De los 15 a los 16 años hay un gran descenso en la escolarización. A los 15 años el 86,3% del alumnado gitano se encuentra escolarizado (frente a un 97,9% del conjunto de la población)y a los 16 esta cifra desciende a un 55,5% (para el conjunto del alumnado este dato es de un 93,5%). El curso en el que más abandono se produce es 2º de la E.S.O y la edad en las que más estudiantes gitanos abandonan es a los 16 años.

El Abandono Escolar Temprano de la juventud gitana se sitúa en el 63,7% frente al 25% que presenta el conjunto de la población.

(Para más información consultar "El alumnado gitano en secundaria. Un estudio comparado"FSG, Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualad. Madrid, 2013.)

 

 

El fracaso escolar de la comunidad gitana es de un 64% frente a un 13% para el conjunto de la población.
El fracaso escolar de la comunidad gitana es de un 64% frente a un 13% para el conjunto de la población.
Un 64% del alumnado gitano no concluye los estudios obligatorios

El elevado abandono escolar es por tanto, uno de los grandes retos a los que toda la comunidad educativa se enfrenta en relación con la comunidad gitana: es necesario que las propias familias gitanas, los centros educativos, el alumnado, así como otros agentes educativos y sociales y el conjunto de la sociedad contribuyan de forma conjunta a esta causa.

La promoción del alumnado gitano hacia niveles superiores de estudio es uno de los aspectos básicos en nuestro trabajo. La presencia de jóvenes gitanos y gitanas en estudios postobligatorios, es aunque aún escasa, cada día más notable. (Para más información, consultar “Historia de vida de 50 estudiantes gitanos y gitanas”)

También las personas adultas gitanas vienen sintiendo la necesidad, cada vez más notoria, de cubrir una de sus principales desventajas: la carencia de formación académica. Se observa cierta inquietud tanto en los jóvenes gitanos que abandonaron prematuramente los estudios, como en los adultos que carecieron de la oportunidad de una escolarización adecuada. 

VOLVER A LA PÁGINA PRINCIPAL DE ÁREAS